Elvia Alaniz Ontiveros
Este año, para conmemorar los doscientos años del nacimiento de Manuel Payno (Ciudad de México 1810-1894), novelista, periodista y diplomático, la Feria del Libro del Palacio de Minería, edición XXXI ha organizado el 26 y 27 de febrero una serie de actividades culturales en su honor.

Payno fue Ministro de Hacienda, Secretario de la Legión Mexicana en Sudamérica, Cónsul en Santander y Cónsul General en España.

Como creador polifacético escribió crónicas, relatos románticos, leyendas, memorias, novelas, libros de viajes, informes hacendarios, trabajos sobre economía y finanzas e interpretaciones libres de varias obras del dramaturgo inglés William Shakespeare.

Escribió poesía y teatro. Su mayor aportación al campo de las letras se encuentra en la novela con El fistol del diablo (1844-1846), con la que inician las novelas románticas de folletín en México.

Durante su estancia en España escribió su novela más conocida: Los Bandidos de Río Frío, recreación del México de la primera mitad del siglo XIX, con un profundo carácter mexicano.

Autor de El hombre de la situación, Compendio de historia de México, Novelas cortas, La España y la Francia, El libro rojo y La convención española.

En la página www.sepiensa.org.mx, la investigadora de la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM, Blanca Estela Treviño, señala que Payno a partir de 1842 comenzó a publicar cuentos y crónicas de viaje en El Museo Mexicano, publicación que fundó con su amigo Guillermo Prieto.

Payno colaboró en El Ateneo Mexicano, El Año Nuevo, Don Simplicio y El Siglo XIX. Sus artículos fueron publicados en el Boletín de la Sociedad de Geografía y Estadística, del que fue miembro, en El Federalista que cofundó con Ignacio Manuel Altamirano, y en la Revista Científica y Literaria de México.

En El Museo Mexicano se publicaron todos sus ensayos y narraciones que años más tarde fueron compilados en el libro Tardes nubladas.

Treviño afirma “dentro de su obra literaria uno de los géneros que más destaca es la crónica de viajes que comenzó a publicar a muy temprana edad; su inquietud por conocer el país, por plasmar los diferentes espacios y paisajes del México de entonces, lo llevó a leer y producir el género más frecuentado por los viajeros europeos del siglo XIX”.

Sobre El viaje sentimental a San Ángel, señala “entonces contaba con 24 años. El texto representa un ajuste de cuentas con su memoria y con quien probablemente fue su primer amor de adolescencia, […] es además un homenaje a uno de los lugares más entrañables de su existencia […] Otro de sus relatos destacados en este género es el que hizo de su viaje a Veracruz en el invierno de 1843, que narra el trayecto, episodio que retomará en su obra más reconocida Los Bandidos de Río Frío.

Los festejos de conmemoración por los doscientos años del nacimiento de Manuel Payno arrancan el viernes 26 de febrero a las 16 horas en el Auditorio Antigua Capilla con un recital de poesía a cargo del actor Gastón Melo, para las 17 horas en el Salón de la Academia de Ingeniería se leerá la novela La esposa del insurgente.

El sábado 27 a las 19 horas en el Auditorio Bernardo Quintana, el Grupo de Poesía en voz Alta, dirigido por José María Mantilla dará lectura a La noche del 15 de septiembre en Dolores, crónica de Manuel Payno.

Be Sociable, Share!





Comentarios cerrados.

blank